Corona virus y la necesidad de reflexionar sobre las promesas

De Wikipasoj
Ir a la navegación Ir a la búsqueda


Pregunta

Hoy, ha quedado claro que en lugar de ofrecer promesas a los Imames o a Ahlul Bayt es mejor hacer una promesa por un médico, enfermera o equipo hospitalario debido a la situación actual donde se necesita de más apoyo social.


La principal condición para hacer una promesa es que sea por un buen acto. En cualquier momento, uno puede encontrar el ejemplo perfecto y una buena situación para hacer un ofrecimiento. Si en un período de tiempo la prioridad de la sociedad son los asuntos médicos, es mejor hacer una promesa en esa dirección, y esto no solo no está en contra con las órdenes religiosas, sino que va directamente con los mandamientos divinos.

Además, las promesas a los Imames infalibles y piadosos, en caso de que hayan fallecido, debe usarse en caridad y ayudar a los pobres, después esa recompensa debe entregarse como un regalo al Imam. De igual forma, la promesa al santuario, su construcción, su expansión y fortalecimiento, es tanto la base de la relación espiritual del pueblo con Dios como la base de las comunidades religiosas que unen a los creyentes.

En el Islam, se ha hecho énfasis en la intercesión y las promesas, pero esto no quiere decir que una persona no necesite un médico o un tratamiento. A lo largo de la historia, musulmanes y chiítas han suplicado y acudido a los consejos religiosos, así como a los médicos y la medicina, tanto en cuestiones espirituales como en cuestiones de salud. En los países musulmanes, muchos centros médicos han sido construidos con intenciones beatificas.

Los investigadores han notado que los dominios de la fe y la ciencia son dos caminos diferentes y uno no debe sacrificarse por el otro. El mártir Motahhari cree que la ciencia nos da iluminación y habilidad y la fe nos brinda amor y esperanza. La ciencia es una herramienta y la fe nos construye. La ciencia es naturalista y la fe es humanizadora. Él cree que la historia ha mostrado las consecuencias de separar la ciencia y la fe. Donde hay ciencia y el lugar de la fe está vacío, todo el poder científico se ha malgastado en egoísmo, individualismo, extravagancia, supremacía y explotación.

Fuentes

  • Para estudiar los preceptos sobre las promesas, consulte: "Explicando los asuntos del Imam, los preceptos de las promesas y los pactos" sitio web del Ayatollah Jamenei. Mousavi, Seyed Jafar, Las promesas y sus reglas.
  • Martir Motahari, Colección de obras del Martir Motahari, Teherán, volumen 2, página 32.
  • Martir Motahari, Colección de obras del Martir Motahari, Teherán, volumen 2, página 37.